Parmenio cuenta que Sánchez no parece tocar fondo. Hoy ha afirmado, en defensa de los indultos a sus socios golpistas: “La sociedad española tiene que reparar un dolor que sufrió en 2017 […] Esta decisión que va a tomar el Gobierno no lo hacemos por los afectados, lo hacemos por la sociedad catalana y española”.

Según ese argumento la sociedad española tiene que reparar un dolor que sufrió en 2016 y el indulto a los miembros de la manada no debería hacerse por los miembros de la manada sino por la sociedad navarra y española. Es un enfermo. Y quienes le ríen las gracias, más.

Mónica García, médica y madre, ha dejado provisionalmente lo primero. Ahora es política y madre con un sueldo tres veces mayor. Ha comentado el plan crítico las ayudas prometidas por Isabel Díaz Ayuso en su investidura a las madres jóvenes que cobren menos de 30.000 euros. “Son familias de pedigrí”, ha dicho la mujer. El pedigrí es la genealogía de un animal, pero esto no es más que una prueba de coherencia intelectual de la pistolera. Su especialidad, lo demostró en la SER, es el perreo.

El ministro Iceta explicó ayer  los planes de Pedro Sánchez para tener a sus socios de ERC ‘contentos’ y mantenerse así en el Gobierno: “de la Mesa de Diálogo saldrá un nuevo Estatuto, que se vote y que contenga un autogobierno más sólido y una financiación más justa”.

Miquel Iceta se ha justificado argumentando que desde 2014 no se ha revisado el modelo de financiación de Cataluña y cree que «siempre hay margen de mejora«.

Una Organización británica LGTB, llamada Stonewall, busca prohibir la palabra ‘madre’ para sustituirla por ‘progenitor que ha dado a luz’. Chino de China proponía como alternativa: “señora que pasba por allí, en situación de dilatación uterina con final de alumbramiento”. Paula de la Cruz preguntaba¿La palabra “padre” la van a sustituir por “progenitor que ha eyaculado”? ¿O quieren borrar sólo a las mujeres?

Una tal Celeste corría a Twitter a aclararnos ideas básicas: “Sí, lo has adivinado: Las guitarras son machistas. No es casualidad que la guitarra tenga forma de mujer, sin o una forma en que los hombres reflejan su poder sobre nosotras. Tocar la guitarra es como abusar de una mujer a la que sujetas con una mano y manoseas con la otra. Alégrame el día comentó: “No quiero ni pensar en las mujeres que tocan la flauta”. Y más si es travesera, me permito añadir.

Antonio Garamendi, “Si las cosas se normalizan bienvenidos sean los indultos”. La estrategia del apaciguamiento está haciendo estragos. Sorpresas te da la vida. Conozco a Garamendi desde que presidía la Asociación de Jóvenes Empresarios del País Vasco, AJEBASK y nunca le habría imaginada diciendo esto. El hecho de que Margarita, está linda la mar, le impusiera una condecoración la víspera no ayuda a su comprensión. Luigi apuntaba en mi blog: El Gobierno de Pedro Sánchez se precipita y le concede una medalla a Antonio Garamendi antes de éste que declare que está a favor de los indultos.

belisario en mi blog:Yo me conformo con que el Rey haga saber expresamente a los españoles, para que no tengan que suponerlo, ni Pravda pueda negarlo, que la firma de los indultos no varía un ápice la posición fijada en su famoso discurso. Y si añade “y Sánchez es un hombre honrado”, ya sería la releche.

Se aproxima un nuevo happening de Redondo Productions: La televisión retransmitirá la vacunación de Pedro Sánchez.

Pablo Echeminga Dominga que viene de Francia tiene una percepción errada, quizá con hache (herrada) de nuestra historia reciente.

Ayer hacía memoria o lo que, en su caso hace funciones de tal: “En la crisis de 2008, con el PP  tardamos casi 12 años recuperar el empleo perdido. En la crisis de 2019, con Unidas Podemos en el Gobierno, con el Escudo Social, con Yolanda, hemos tardado 15 meses.

Un tío Feliz le respondía al punto. Desde 2008 hasta el final de de 2011, aún estaba gobernando Zapatero, que os gusta a vosotros cambiar la historia más que a un niño un caramelo”. Que no cuela ya.